Cada vez son más los países a en el mundo en los que está cambiando la regulación y se está proporcionando un acceso al cannabis medicinal de forma segura a los pacientes que necesitan de su consumo para una mejor calidad de vida.

Son numerosos los estudios que indican que el cannabis medicinal tiene resultados prometedores en el tratamiento de una amplia gama de afecciones. Se trata de un modulador del sistema endocannabinoide con un perfil antiinflamatorio seguro y eficaz. No obstante, los medicamentos derivados que se encuentran aprobados se reducen a unas pocas afecciones. Uno de ellos es el Epidiolex, prescrito para el tratamiento de epilepsias raras (síndrome de Lennox-Gastaut o el síndrome de Dravet).

Sin embargo, es el dolor crónico la razón más citada para recetar cannabis medicinal, ya que afecta a 1 de cada 3 personas. Este dolor se define como un dolor que ocurre la mayoría de los días durante al menos seis meses, con una población promedio de entre 54 y 58 años en Europa, seguido de afecciones como la espasticidad en países como Alemania o Dinamarca o de la ansiedad en el caso de Reino Unido.

La industria del cannabis en Europa se enfrenta a un gran reto para poder proporcionar producto de calidad a los pacientes. Solo en 2020, y pese a la pandemia de la COVID-19, se estima que alrededor de 60.000 pacientes han recibido por primera vez tratamiento con productos derivados del cannabis medicinal.

acceso al cannabis medicinal seguro devecan

Y en España… ¿cómo está el acceso al cannabis medicinal del paciente?

Mientras en países como Francia, Portugal, Italia o Alemania ya han realizado algún programa de acceso de uso médico del cannabis medicinal, bajo supervisión médica, en España no se han producido movimientos en cuanto a su regulación.

Recientemente la Ministra de Sanidad, Carolina Darias, señalaba que el Gobierno es conocedor del debate generado en torno a esta cuestión, pero que sin embargo “prevalece la evidencia científica y el rigor técnico”. De esta forma anunciaba que “no se va a producir una regulación hasta que no se demuestre que es beneficioso para los pacientes” y reseñaba que ya se encuentran en el mercado dos medicamentos disponibles a base de cannabis (Sativex y Epidiolex).

Mientras, los pacientes abogan por un acceso al cannabis medicinal seguro e igualitario al que pueden tener el resto de pacientes en Europa, recordando que, si un paciente alemán puede tener acceso seguro a un producto derivado de cannabis medicinal para paliar sus dolores, no comprenden por qué ellos no lo pueden tener, incluso cuando es España uno de los principales productores de cannabis medicinal en Europa.

Un estudio reciente de Prohibition Partners señala que, si en España se regularizara el próximo año el uso medicinal del cannabis, se llegaría a generar en 2025 un volumen de negocio de más de 60 millones de euros, con una producción superior a los 1.700 kilos de flor para tratar a más de 30.000 pacientes en un año.

El cannabis medicinal está en el centro del debate, incluido el político. Si quieres prepararte para una nueva realidad, en Devecan podemos ayudarte. Somos tu partner integral para hacer realidad el proyecto, desde la idea hasta la implementación. ¿Quieres adentrarte en este mundo? ¡Nosotros te ayudamos!

Autor:

Laura Taibo
Consultora GMP